DEL PEDESTAL A LA CONVIVENCIA HAY UNA LLAMADA

Los días se iban convirtiendo en semanas con una facilidad que a ella le parecían tan increíbles, tan fáciles que no se planteaba la vida más que con él.

Cuando tenía que ir a rehabilitación era él quien le llevaba a la ciudad, y si tenía que ir por cualquier otro asunto como una entrevista de trabajo iba a la ciudad con el coche de él mientras el suyo se terminaba de arreglar.

Al principio la espera le pareció algo normal, pero después se le antojó una espera demasiado dilatada a medida las semanas iban pasando.

Tenía que escribir en su diario todo lo que sentía antes de que las fechas bailasen, de que los días se desdibujasen por el paso de las semanas.

<< Poco a poco el calor se iba colando en todos los hogares a medida el sol subía la temperatura a partir de mediodía, entonces él y yo solíamos ir a una playa cercana, con algunos sándwiches y algo para beber, paseábamos mucho, hablábamos muchas horas al día y pasábamos muchas horas de la noche disfrutando de nuestros cuerpos.

A mitad del mes la madre de aquella personita que tenían en común  llamó indignada porque reclamaba que no le había informado de mi existencia, ni de que convivíamos juntos en aquella casa y eso le parecía inadmisible, pero que ella se había enterado, como se enteraba siempre de todo, eso hizo que su lenguaje corporal cambiase, pasó de ser un hombre a ser un perrito al que estaban regañando por haberse meado en un sitio que no debía, pero esto en cierto sentido no era el caso.

Si yo hubiera estado en su caso habría pensado lo mismo, si el padre de un hijo mío fuera a pasar el fin de semana con mi pequeño y una nueva novia imagino que el paso previo hubiera sido conocer a esa novia, saber con quién iba a estar mi pequeño, pero no habría montado aquella escena ya que, aquella mujer no tenía ni la mitad de la información de cuál era la situación, ella no sabía por qué estábamos conviviendo, si es que era aquello lo que estábamos haciendo, en una casa que no era de su propiedad,  por lo cual tampoco tenía por qué entrometerse así, pero allí estaba, hecha una energúmena y  gritándole por teléfono. Podía oírla incluso a metros, sin altavoz, y pese a que él intentase pretender que aquello no estaba pasando.

Reclamaba que yo me tenía que ir a toda costa de la casa cuando a él le tocase el fin de semana con la personita, finalmente él le explicó que yo no podía irme debido al accidente, las lesiones y que mi coche estaba en el taller. Ella no se atenía a razones, él seguía hablando con ella en un tono que me dio mucha lástima.

Siendo así el tono de aquella “señora” que ya en aquella conversación me pareció un orco, bajó de volumen que no de tono, que seguía siendo muy desagradable.

Era un tono retador, déspota, de los que solamente se atrevería a utilizar una persona que ha dejado de serlo y lo usa porque se cree en poder del mango, de la sartén, de los huevos.

Un tiempo más tarde descubriría que a aquel maléfico ser lo que le sobraban eran huevos y maldad.

Aquella noche él me folló como si no hubiera un mañana.

Se esforzó por tardar mucho en correrse, se esforzó mucho en hacer que yo me corriera media docena de veces, me mantuvo en cada orgasmo sostenidamente como si fuera un reto, y yo jadeaba en do mayor.

Tanto me corrí aquella noche que por la mañana estaba afónica.

Fue por aquel entonces cuando mis orgasmos empezaron a ser de colores.

Según llegaban los espasmos musculares mis ojos se iban, aunque estuvieran abiertos, era como si estuviera viendo un fogonazo de un rayo que me alcanzaba mientras caminaba por un lugar que retumbaba bajo mis pies.

Aquel fogonazo era lo que yo veía cuando me corría con él y, cada vez era distinto, una vez podía ser de un color intenso en el centro y de otro más claro en los bordes.

Aquel fin de semana llegó la niña, la que algunas semanas antes había tenido ocasión de conocer y había sido tan desagradable, tan mal educada y tan grosera.

Pensé que como lo amaba tanto no podría permitir que aquella niña me odiara de aquella manera, tenía que lograr que ella me viese de otra manera, intuía las razones  por las que aquella frágil criatura reaccionaba así ante mi presencia, pero creía que podría darle la vuelta a la situación.

Confiaba en mí, creía en mí misma, estaba segura de mis posibilidades.

Fuimos a dar un paseo y cuando él la metió en la bañera vio que su ropita interior era la misma que la vez anterior que él la había tenido, me mostró la braguita de la cría, renegrida en la zona central y, derrotado salió del baño llorando desconsoladamente diciéndole antes a la pequeña que jugara un rato mientras él le preparaba algo de merienda.

No podía creer que un hombre de casi un metro noventa pudiera derrumbarse así por algo tan pequeño, jamás había visto algo así, la mezcla de su fragilidad junto con la de su capacidad para llevarme a la cúspide del clímax, aquella forma suya de transportarme al pasado contándome historias de cuando era niño y chaval me hicieron ver lo tierno que era y enamorarme más aún de él, si es que aquello era posible.

La madre de la niña llamó para dar las buenas noches a su hija y le ordenó que no durmiera conmigo aquella noche.>>

Anuncios

37 Comentarios Agrega el tuyo

  1. tidytoc dice:

    ¡Has vuelto! Por fin 😊😊😊

    Me gusta

    1. Victoria dice:

      NOoooo si no me fui, lo que pasa es que empecé a publicar en la web:

      Aquí queda el blog de LOS TACONES DE VICTORIA que tiene otra temática.
      Lo que pasa es que yo os sigo leyendo, pero no me fui nunca, cambié de plataforma de escritura cariño, nos leemos 🙂

      Le gusta a 1 persona

  2. lynyo dice:

    Hola! Primero que nada, gracias por compartir, en toda honestidad ya extrañaba tus relatos y segundo, es realmente abrumador como logras pasmar la fragilidad y la intimidad de cada momento, el contraste entre acciones es notable! Muchas felicidades! Que siga!

    Es curioso como el amor hasta cierto punto, al menos así me lo parece, es una debilidad tan bella y es justo de esa fragilidad que se alimenta para florecer.

    Le gusta a 1 persona

    1. Victoria dice:

      Me fui de VOY PASANDO PÁGINAS que lo convertí en web, y que me puedes seguir (creo que será posible que los seguidores del blog serán automáticamente seguidores de la web en breve) y otra cosa es el blog de LOS TACONES DE VICTORIA, que tiene una línea argumental muy definida y con unos personajes muy claros.
      En el otro, VPP, eran relatos y artículos, aquí es como una novela 😉.
      Y luego hay un tercer blog en el que voy subiendo fotos de las artesanías de seaglass que hago.
      Después del rollo que te he soltado… GRACIAS!!!!
      No te imaginas cómo me animas para seguir.
      Un abrazo.

      Le gusta a 2 personas

      1. lynyo dice:

        Ah que bueno que me dices para leerte más, soy admirador de tu narrativa!

        Que siga por muchos más!
        Saludos!

        Le gusta a 1 persona

      2. Victoria dice:

        Mil gracias.
        Un abrazo.

        Le gusta a 1 persona

  3. guiem71 dice:

    Con tus tacones subes el erotismo al pedestal.
    ¡Brillante, como siempre!.
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Victoria dice:

      Te leíste toda la historia?

      Me gusta

      1. guiem71 dice:

        Sí, pero ahora que la releo, creo que no entendí la parte del final.

        Le gusta a 1 persona

      2. Victoria dice:

        De este último?

        Me gusta

      3. guiem71 dice:

        Sí, de este último.

        Le gusta a 1 persona

      4. Victoria dice:

        Es un final abierto pero muy definido.
        La persona que no estaba en la casa, que llamaba gritando le ordenaba qué hacer en una casa que no era la suya, con un ser menor de edad en un periodo que no se tenía que meter porque le correspondía a quien la tenía.
        Y si enlazas actitud y el título… pues ya lo tienes.
        😉
        Es una concatenación de altibajos de sentimientos los que va describiendo la protagonista. ¿No te parece?

        Me gusta

      5. guiem71 dice:

        ¡Ah, vale, ahora sí lo entiendo mejor!. Parece que hoy estoy bastante espeso…
        Sí, una montaña rusa de sentimientos.

        Le gusta a 1 persona

      6. Victoria dice:

        🙃
        Si te ha gustado, me vale.

        Le gusta a 1 persona

  4. Me ha encantado esta entrada en particular. Muy bella. Sigue así.

    Le gusta a 1 persona

    1. Victoria dice:

      Gracias Maribel.
      Un abrazo.

      Me gusta

  5. jorbasmar dice:

    Muy curioso que sea el ex el que se queje de la suciedad de las bragas y mas aun que recuerde cuales eran las ultimas que le puso…

    Le gusta a 1 persona

    1. Victoria dice:

      Bueno, me pareció que le daba un punto interesante para lo que ya tengo escrito.
      Desconozco el ritmo y ritual de cada uno al escribir.
      A mí hay veces que una historia me tiene atada entre la silla y el teclado 12 horas y hasta que no la termino no me levanto.
      Y otras veces me atasco y me voy de esa historia durante años…
      Es más, tengo una novela escrita en una estantería y cada vez que la releo la corrijo porque yo he crecido.
      Esas bragas te parecerán importantes, ya lo verás.

      Le gusta a 1 persona

      1. jorbasmar dice:

        Realmente en una separación o divorcio (generalmente) los hijos se vuelven moneda de castigo y en muchos casos los hijos en pequeños monstruitos que venden su cariño a cambio de cosas materiales…
        Si eres capaz de escribir 12 horas seguidas, te felicito, eso significa que posees una menta ágil y fantasiosa para permitirte escribir sin descanso, personalmente te puedo decir que me gusta escribir, generalmente me sobran ideas, pero quedarme delante del teclado una maratón 8 horas… va a ser que no, tengo que hacer intermedios, tomar café, la cervecita, dar una vuelta, no aguanto tantas horas sin menearme a no ser que sea por necesidad, soy mas feliz revoloteando como si fuera un abejorro…

        Le gusta a 1 persona

      2. Victoria dice:

        A ver!! La última vez que me metí un maratón de escritura de 12 horas al teclado claro que comí, y cené jajajaja.
        Incluso fui al baño 😉😂😂😂
        Tuve ayuda que iba cocinando.
        En relación al tema de los críos, te diré algo: cuando hubo una relación de amor verdadero jamás se usará a un menor en contra de la otra persona.
        Si alguien se ve involucrado en una situación en la cual su ex pareja, bien fuera marido, esposa, novia o novio, manipula a un niño o niña después de una separación o divorcio ahí no había amor. Y lo que hay es juego sucio, rabia, manipulación, una persona dispuesta a hacer cualquier cosa para joder a la otra porque se ve en inferioridad de condiciones.
        Generalmente en casos de separación está el que marcha y el que queda, el que toma la decisión no tiene por qué ser el que se va.
        Un abrazo.

        Le gusta a 1 persona

      3. jorbasmar dice:

        Muy cierto, los sentimientos y las relaciones entre personas son temas complejos que difieren mucho entre las diversas personas que componen nuestro planeta.
        Generalmente, volviendo al tema de la separación (no soy separado, ni divorciado, hablo de casos cercanos), cuando una relación se rompe, siempre suele haber problemas de todo índole, (económico, celos, infidelidades, aburrimiento, factores externos, etc), si no hay críos la relación se rompe y cada uno vuela (generalmente) por su lado, si hay críos la cosa se complica exponencialmente.
        El tema del amor… uff más complejo aún… realmente este sentimiento es una reacción química que te hace ignorar los defectos del otro y considerarlo un ideal (esos amores de juventud), generalmente con el paso del tiempo esa ceguera que no ve los defectos del otro se va marchando y el magnetismo de esa pareja venerada va desapareciendo…

        Le gusta a 1 persona

      4. Victoria dice:

        Me encanta.
        Tenía una amiga que solía decir que el amor dura 4 meses, en ese tiempo ves a la persona en un altar, hay pasión, hay descubrimientos, hay entrega ciega, llegado el momento de los 4 meses ambos descubren que el otro caga sentado exactamente igual que uno mismo y la Magia se transforma en rutina.
        Esa rutina según cómo sean las partes puede pasar a durar un año, muchos años, décadas o nada según lo que cada uno esté dispuesto a ceder en el camino de la vida.
        Un abrazo.

        Le gusta a 1 persona

      5. jorbasmar dice:

        Muy cierto, pero esa rutina cada vez dura menos… los tiempos han cambiado mucho, pero como siempre le digo a Alicia (de comememucho) soy raro, raro y raro, en el caso de la mujer y yo, llevaremos década y media agarraos del cuello… al principio nos llevábamos fatal y poco a poco vamos moldeando el curso de ese río por el que navegan nuestras vidas y ciertamente cada día nos llevamos un poco mejor, eso si, los dos juntos en la cocina, discursión segura… el próximo siglo supongo que conseguiremos quitar esa piedra del curso de nuestro río particular. (Quizás la solución sea tener dos cocinas con pestillo en la puerta)

        Le gusta a 1 persona

      6. Victoria dice:

        Como dos pilas en el baño o… ¡mejor!
        Dos baños. 😉

        Le gusta a 1 persona

      7. jorbasmar dice:

        Dos baños y dos cocinas

        Le gusta a 1 persona

      8. Victoria dice:

        Y ya puestos… habitaciones separadas.
        No sé si has visto House of Cards, sino te la recomiendo.

        Le gusta a 1 persona

      9. jorbasmar dice:

        Noo, eso si que no, dormir enredaos como pulpos hasta en el verano

        Le gusta a 1 persona

  6. Fran dice:

    Hola. Gracias por compartir un texto tan variado de contrastes. Lamento si has tenido que vivir por una situación así, pero cuando hay exparejas, hijos/as, etc. de por medio todo se complica más, y afecta de una u otra manera en la relación que tengas en ese momento. Aunque no quieras, todavía les sigue uniendo algún hilo, y no pueden escapar de ello. Creo que a medida que pasan los años las historias personales de la gente se complican, y a su vez también se complican las relaciones humanas.
    Espero que esa situación se haya solucionado, o se pueda llevar de otra manera.
    Un abrazo.

    Me gusta

    1. Victoria dice:

      Fran, creo que has leído el último capítulo del blog y debes haberte hecho una idea sesgada de la historia.
      Te recomiendo que te pases por cada post, lo leas, y te pases antes por la página que dice DE QUÉ VA ESTA HISTORIA.
      Quizás después me digas algo más acertado.
      En cualquier caso muchas gracias por leerme y compartir con todo el mundo unas palabras tan bonitas que denotan tanta sensibilidad. Gracias.
      Sin embargo, juzgar una historia/novela (cómo lo quieras llamar) por un pequeño texto es injusto.
      Un saludo.

      Me gusta

  7. maitothebest dice:

    Hola… me encantan tus relatos …. son pasar de la lectura a la imaginacion es sentir las ganas de volver a leer y siempre anciosos de saber el final haces que exista esa conexion …. super… pero ya hace tiempos q no escribes… regresa pronto un saludo ;)😙👏👍

    Me gusta

    1. Victoria dice:

      Te respondo lo mismo que a los demás, llevo varios blogs, uno es VOY PASANDO PÁGINAS en el que publico relatos y artículos y, que por espacio lo he convertido en web me puedes seguir leyendo en
      Otra cosa es el blog de Los Tacones de Victoria, en el cual hay una única historia con su propia trama argumental que por temas varios voy publicando cuando puedo.
      Te he dejado el link de la web para que no me extrañes 😉
      Un abrazo!!

      Le gusta a 1 persona

  8. Hola Victoria! Pensé que te habías ido del sitio, que bueno es tenerte de nuevo. Abrazos!

    Le gusta a 1 persona

    1. Victoria dice:

      No!! Estoy escribiendo en mi web, me explico, con este usuario tengo 3 blogs:
      Voy Pasando Páginas que va de relatos y artículos. En ese me quedé sin espacio y lo convertí en una web, te dejo el enlace:
      http://voypasandopaginas.com
      Los Tacones de Victoria, que es una especie de novela con su trama
      Y otro que no sé qué hacer con él.

      Me gusta

  9. entendido….bueno, al menos eso creo….pero bien, un saludo y que todo te vaya bien!!

    Me gusta

    1. Victoria dice:

      Muchas gracias! igualmente

      Me gusta

  10. Me ha gustado, tú naturalidad del día a día de las relaciones y la convivencia.
    Creo que coincidimos en que hablando (y sin dar voces) se entiende la gente. Y en este caso será mejor para el cuidado de la educación de la niña.
    Ah por cierto la sensibilidad me encanta en los hombres, tú dices fragilidad… Oh es deliciosamente atractiva.
    Saludos María Swingers-Lifestyle y buen finde.

    Me gusta

  11. Es atrayente el texto, pica desde el inicio, y es gratificante que se despierten tantas emociones. Abrazo y rosas.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s